Contenido principal

Noticias Superintendencia

El Mercurio de Antofagasta

Clase media lidera ranking de protección por el Plan Auge

En una cobertura de diabetes, afiliados ahorran hasta 500 mil pesos

29 de junio de 2007

Más allá de todo cálculo, el Plan Auge o GES registra su mayor impacto en la clase media. Los cotizantes con rentas entre 300 mil y un millón de pesos utilizan estos beneficios en un 53,3% del total de los usuarios.

El agente zonal de la Superintendencia de Salud, abogado Javier González, mencionó que para la cobertura de diabetes una persona de clase media se ahorra cerca de 500 mil pesos.

En el caso de las depresiones severas, este ahorro puede llegar hasta un millón de pesos y existen casos de enfermos de Sida que reducen sus gastos en tres, cuatro y hasta siete millones de pesos al año.

PRIMA

La autoridad fiscalizadora puntualizó que son los sectores de clase media cubiertos por isapres los que más utilizan el Auge. "La gente está evaluando entre lo que se ahorra por atender su patología en el Auge versus lo que tiene que pagar mensualmente por la prima del plan", explicó González.

Recordó que existen ventajas económicas sustantivas especialmente en patologías crónicas, donde el paciente toma la decisión una vez informado acerca del prestador GES que ofrece su isapre y los costos de su plan.

De los tres millones 200 mil pacientes que ya utilizaron el Auge, un 86,2% lo usó a nivel ambulatorio, alrededor del 3,7% a nivel hospitalario y mixto en 9,1%.

El abogado Javier González señaló "que el Auge es beneficioso para todos los estratos sociales tanto de Fonasa como de las isapres". Los estratos A y B de Fonasa utilizan el Auge en un 75%, mientras que los grupos C y D lo hacen en una proporción de 24,2%.

RENTAS

Los usuarios de isapres, puntualizó, hacen uso del Auge especialmente en patologías donde la protección financiera es muy alta. Sin embargo, en atención ambulatoria, prefieren libre elección, explicó González, respecto al comportamiento de los afiliados.

Los cotizantes con rentas inferiores que llegan a los 300 mil pesos lo utilizan en 22,2%. Mientras que entre 300 mil pesos a un millón de pesos acceden en 53,3% y sobre el millón llegan 24,5%, según análisis de los afiliados.

El agente zonal de Salud recordó que a partir del 1 de julio, las personas pueden cambiarse de isapre o plan, para lo que tienen 60 días para tomar tranquilamente esta decisión.

La Superintendencia de Salud -comentó González- recomienda cotizar y comparar el precio de la prima Auge y conocer la red de prestadores GES o Auge que ofrecen.

Junto a ello, nunca firmar la Declaración de Salud en blanco, "llénela con información veraz y espere a que la otra isapre lo acepte con sus enfermedades preexistentes".

Junto a ello, no olvidar que "antes de firmar el contrato, debe informarse de las eventuales restricciones de cobertura que le podría aplicar la nueva isapre", expuso.

FRECUENCIA

Los diez problemas de salud de uso más frecuente del Auge son hipertensión arterial, infección respiratoria aguda, diabetes mellitus tipo 2, depresión, salud oral, vicios de refracción en personas de 65 años y más, cataratas, infarto agudo del miocardio, neumonía comunitaria de manejo ambulatorio y prematurez.